Desarrollo de las competencias básicas a través de los musicales como eje de un proyecto integrador

La idea surge en el aula de educación de personas adultas de Kairós: usar las artes escénicas para favorecer el acceso a la educación de un grupo socialmente desfavorecido, adultos de 25 a 61 años con discapacidad intelectual, desarrollando de forma integrada las competencias básicas para mejorar su nivel educativo y facilitar, así, el desarrollo personal, social y profesional en la sociedad del conocimiento.

Los musicales se convierten en la experiencia motor del proceso educativo, de formación ocupacional, del desarrollo de competencias y habilidades personales y sociales. Son el eje que une, engloba e integra varios de los servicios y colectivos de Kairós: por una parte, la adquisición de las competencias y contenidos de formación básica, formación ocupacional y el ocio creativo; por otra, usuarios de distintos procesos de aprendizaje, las familias y amigos.

Servicio de Adultos

Proyecto: Servicio de Adultos, en el que se potencia y favorece el desarrollo del proyecto vital de cada persona. Nuestro modelo da prioridad al principio de plena inclusión de todas las personas adultas con diversidad funcional. Requisito, ser adulto con más de 21 años, muchas ganas de vivir y sueños para hacer realidad.

APOYO LOS MAYORES

Formar a personas con discapacidad intelectual para que visiten y acompañen a personas mayores con el fin de que estos últimos se sientan acompañados

Enfoque conductual positivo

CÓMO QUIERO QUE ME TRATES

Somos un Centro de Educación Especial de Valencia (KOYNOS Cooperativa Valenciana), y durante este curso hemos puesto en marcha un proyecto de Buenas prácticas que se llama "Cómo quiero que me trates". Esta idea ha sido rescatada del Manual de Buenas Prácticas editado por Plena Inclusión. Esta experiencia, se llevó a cabo en la Unidad de Estancias Diurnas "Alhucema", de Cádiz, durante el periodo de 2002 hasta 2004.

DIA DE "PONTE EN MI LUGAR POR 12 HORAS"

Se trata de, crear un día al año, para que todas las personas, todas las instituciones, toda movilidad, esté para el discapacitado.
Por ejemplo, que todos los empleados tuvieran que ir a trabajar simulando una discapacidad que se le asigne. Tendría que vivir 12 horas de esa manera.
Así se podría comprobar todas las barreras de todo tipo que actualmente existen, y que por desgracia, al no pasarle al 90 por ciento de la población no se contempla una solución.

ROMPER LAS BARRERAS DEL EMPRENDIMIENTO

Somos una Asesoría y Consultora especializada en emprendedores, que pretende dar fuerza y voz a los sueños de personas con discapacidad. Nosotros creemos en la CAPACIDAD de las personas y queremos demostrar que no existen límites.

Pages